Cada vez más son las personas que se apuntan a otro tipo de turismo, para cambiar la rutina habitual. A pesar de lo mucho que nos pueda gustar el turismo cultural, o el histórico, son muchos los que prefieren combinar el turismo sostenible, con el turismo natural y turismo activo. Por eso escribimos este post, porque siempre hay alternativas muy divertidas o entretenidas al turismo tradicional. Así que si estás planeando un viaje a Ecuador, no dudes en seguir leyendo, porque nosotros te vamos a mostrar el lado sostenible de este país, con tantas cosas que merece la pena.

Ecuador-apuesta-por-el-turismo-sostenible

Viajar a Ecuador no es una decisión que toma todo el mundo. Pero aquellos que deciden hacerlo se verán de frente con un país lleno de maravillas y de paisajes asombrosos, de gente hospitalaria y de nuevos sabores. Destacamos, sobre todo los primeros aspectos, el de los paisajes naturales, porque es un mundo completamente aparte, que se debe apreciar. En este aspecto, destaca todo lo que están haciendo el gobierno de este país, para fomentar una especie de turismo que esté en armonía con el medio, y que sea igualmente atractivo. Por eso aquí te damos algunas propuestas. ¿Te animas a saber cuáles?

¿Qué es el turismo sostenible?

Para empezar, deberíamos definir qué es el turismo sostenible. Es un término un poco ambiguo, pero podríamos decir que es una práctica que poco a poco están haciendo muchos viajeros, que desean visitar diversos lugares, pero que prefieren hacerlo de forma sostenible, sin dañar el medio que están visitando. De esta forma, se trata de conocer un país de una forma un tanto curiosa, a través de prácticas que no puedan perjudicar al Medio Ambiente. Así, se opta por medios de transporte de lo más ecológicos, como coches que se desplazan gracias a las energías renovables, o bicicletas.

Otro aspecto importante del turismo sostenible es aprender del entorno que estamos visitando, por eso, este turismo responsable se combina con otro tipo de turismo, como es el turismo rural, o el turismo de aventuras, porque sus prácticas tienen mucha relación con la región que visitamos. De esta forma, podemos aprender más, por ejemplo, de las tortugas, si hacemos algo de submarinismo, y las vemos en primera persona. También podríamos conocer mejor un bosque si lo recorremos nosotros mismos, y si no estropeamos nada. Por eso, cuando visitamos algún pareja natural, debemos olvidarnos de tirar desperdicios, o hacer alguna hoguera. No está permitido nada que pueda dañar al Medio Ambiente.

ecuador

Por tanto, Ecuador es un lugar maravilloso para iniciarse en este tipo de turismo, porque tiene muchos lugares naturales que ofrecer, y que darse a conocer. De esta forma, podemos descubrir playas que son prácticamente vírgenes, lugares a los que no ha llegado apenas el hombre, y que por tanto, no han sido explotados para que sea un centro de recursos financieros. Son lugares que puede que incluso no sean turísticos, pero que merece la pena visitarlos, porque nos sentiremos como si fuéramos únicos.

Y es que el principal atractivo de estas actividades es sentirse uno con la naturaleza, ya sea a recorriendo estos paisajes asombrosos, o cultivando nuestros propios productos, e incluso hablando con la gente local, que será de lo más hospitalaria, y podremos entender, de primera mano, el papel tan importante que tiene la naturaleza en este lugar. Así que si quieres probar algo nuevo, te recomendamos que vayas comprando los billetes y vayas preparando las maletas, porque si vas a Ecuador para hacer turismo sostenible, será algo que nunca olvidarás. Una experiencia inolvidable llena de aventuras, y otras vivencias que harán que apreciemos lo que tenemos.

Y para saber más cosas de Ecuador…

Fuente de imágenes: ecosfera, medioambientales